Esta semana viene cargada de instalaciones. Para empezar 10 horas instalando sensores en cebolla, vid y almendro en la provincia de Albacete.

De las necesidades de riego del almendro y de lo convenientes que son los sensores de humedad y temperatura, de la zona idónea que es Albacete y de sus propiedades, ya hemos hablado en otro artículo.

Los viñedos, especialmente los de la zona de denominación de origen de Jumilla ya tenemos un artículo especial dada la importancia de este vino y su calidad, las características de la zona y su influencia en el dulzor de la uva..

Hoy vamos a centrarnos en el cultivo de la cebolla, (Alllium cepa).

Propiedades de la cebolla

La cebolla es uno de los alimentos indispensables en los hogares. Nuestra cocina mediterránea usa la cebolla en la mayoría de sus recetas: guisos, tortillas, asados, purés de verduras, confitadas y un sin fin de aplicaciones.

!Pero su importancia es especial para nuestra salud!.

Favorece:

  • El sistema circulatorio y por tanto las enfermedades cardiovasculares.
  • Es beneficiosa para diabéticos.
  • Propiedades digestivas y diuréticas.
  • Fortalece el sistema inmunitario con la mejora de las defensas.
  • Es un remedio natural contra resfriados y gripes.
  • Alto contenido de fibra.
  • Ria en calcio y potasio.
  • Poder antioxidante.

El pueblo más longevo a nivel mundial está en Italia y es uno de los principales productores de cebollas chalota.


Tiene azufre que le da el olor característico. Uno de sus componentes, el óxido tiopropnal, es el responsable de que al partirla nos produzca el lagrimeo.

Cultivo de la cebolla

Las cebollas se adaptan bien a cualquier tipo de terreno, siempre que esté dotado de buen fertilizante, incluso el arenoso, pero mejor franco.

Se puede comprar ya el cebollino para plantar o hacer un semillero y luego trasplantarlas.

En cualquier caso se deben poner alineadas y separadas unos 25 centímetros. Esto favorece el sistema de riego elegido.


Puede ser por surco o aspersión ero el más recomendado para ahorro de agua es el riego por goteo que además nos facilita el añadido de fertilizantes.

Importancia de los sensores en el riego de la cebolla

La cebolla presenta un sistema radicular muy débil. Las raíces son finas, se deterioran con facilidad y se regeneran con ambiente húmedo sin encharcamientos.

Control de riego por sensores Plantae en cebolla
Control de riego por sensores Plantae en cebolla

Necesita un alto aporte de nitrógeno y es sensible a la salinidad, por ello el riego debe ser frecuente y controlado.

Puede soportar falta de agua pero la evaporación haría subir las sales y eso significaría que en el siguiente riego hay un exceso de salinidad que perjudicaría a la planta por el problema que presentarían sus raíces para absorber el agua.

Cuando el bulbo está desarrollado el riego debe disminuir. Esto se observa porque el follaje empieza a secarse. En ese momento la cebolla ha adquirido su desarrollo y ya necesita muy poca humedad.

Otro factor a tener en cuenta es que las alteraciones de la humedad aumentan el picante de la cebolla.

Hub receptor en pared
Hub receptor en pared
Sensores en campos preparados para plantar cebollas
Sensores en campos preparados para plantar cebollas
Sensores en viñedos de Ciudad Real
Sensores en viñedos de Ciudad Real