El mandarino es un árbol de menor tamaño que el naranjo, más resistente al frío, más tolerante a la sequía pero con frutos más sensibles. Las mandarinas son unas frutas pequeñas y anaranjadas, fáciles de pelar y muy agradables de sabor. Vamos a tratar las formas idóneas de regarlo, además sus variedades y los terrenos idóneos.

Plantae es una empresa dedicada al diseño, desarrollo y comercialización de tecnología de sensores inalámbrica para el ahorro del agua y mejora de la producción del cultivo. No vendemos plantas ni asesoramos sobre variedades. El artículo va orientado a informar.

Riego

El riego depende de la temporada del año y del clima, pero en la zona mediterránea los meses de calor pueden producir un desequilibrio entre la humedad del suelo y la evaporación y transpiración de la planta que repercute directamente en la producción y en la calidad.

El control del riego en el mandarino es fundamental y se debe evitar el estrés hídrico por varias razones:

  • Tiene importantes consecuencias en la floración y en el cuajado de las mandarinas en la época de primavera. Si el riego es excesivo aumenta la cantidad de flores y repercute en frutos tardíos. Si es escaso darán menos producción por las graves alteraciones en la reproducción de los meristemos o células madre que dan lugar a las flores y a los nuevos brotes.
  • Influye en el tamaño de las mandarinas si sufre estrés hídrico en verano y otoño..
  • Disminuye el jugo de la fruta.
  • Se alteran las funciones metabólicas y anatómicas  del árbol y como consecuencia se alteran los ácidos y los azúcares.
  • El control es necesario durante todo el año, dado que la planta es de hoja perenne y por tanto padece transpiración en todas las estaciones.
  • Un golpe de calor no controlado hace que se cierren los estomas y perjudica la fotosíntesis de la planta. Puede hacer que la hoja se enrolle y no se produzca la transpiración.
  • Influye en el crecimiento del fruto y de las semillas.
  • Altera la textura de la piel, el sabor y el color.
  • El exceso de riego provoca falta de oxigenación y alteraciones en las raíces.
  • El riego mal controlado aumenta el riesgo de salinidad con alteraciones graves en el desarrollo del mandarino.

    riego controlado por sensores de humedad
    Riego del mandarino controlado por sensores de humedad

La medición de la humedad y salinidad del suelo es por tanto fundamental para el control de la calidad y la cantidad.

Los sensores de humedad Plantae ofrecen en tiempo real información que necesita el agricultor para obtener un producto de calidad y aumentar la cantidad.

Gráfico del estrés sobre las mandarinas
El estrés hídrico es el desequilibrio entre el riego y la demanda de agua de las mandarinas

El correcto control de riego hace que la planta tenga un ascenso constante de agua desde la raíz hasta las hojas produciendo la transpiración a través de los estomas y favoreciendo el flujo de sales y azúcares necesarios para el crecimiento idóneo de la planta.

Producción de las mandarinas en España

El árbol de las mandarinas se adapta al clima mediterráneo y su cultivo hace que España sea el primer exportador a nivel mundial.

La principal comunidad productora es Valencia.

Gráfico de producción de las mandarinas en España
Hectáreas de mandarinas en España

Ventajas de la producción de las mandarinas

  • Se encuentra en el mercado antes que la naranja. El otoño nos sorprende con su color y su sabor.
  • La producción es más uniforme.
  • Se adapta mejor a la sequía aunque le favorece un riego controlado como comentaremos después con detalle.
  • Es bastante tolerante a plagas.
  • Se adapta bien a cultivos con distancias de 6×4, 5×4 0 6×6 metros, dependiendo del tipo de terreno, más o menos arenoso.
Mapa de España de las mandarinas
Producción de las mandarinas en España

Variedades de las mandarinas

La Mandarina es un fruto lleno de gajos con o sin semillas, lisa, aplanada o más redondeada y muy dulce. Rica en vitaminas A y C.

Hay muchas variedades pero se pueden hacer tres grandes grupos:

  • Satsuma: procedente de Japón y cultivada en España con producción temprana. Desde finales de septiembre podemos disfrutar de ellas. Muy jugosas y menos dulces por lo que suelen emplearse en zumos cuando aparecen otras variedades más dulces y por tanto más solicitadas para consumo en fresco. No suelen tener semillas. El árbol es resistente al frío.
  • Híbridos o mezcla de otras variedades, destacando las de color rojizo, muy dulces y jugosas.
  • Clementina: es un cruce entre mandarina común y naranja, es pequeña y dulce pero de producción variable. No tiene semillas y es fácil de pelar. Muy consumidas en España. Tiene muchas variedades, unas más tempranas que otras. Se recolecta de noviembre a enero.
  • Clemenvillas: más grandes y con mucho zumo. No suele tener semillas y la disfrutamos desde septiembre a febrero. Algunas variedades podemos encontrarlas hasta marzo o abril.

Cuidado del mandarino

Terreno idóneo

No son muy exigentes con el tipo de terreno, pero es conveniente que no sea muy arenoso y mejor profundo para que enraíce más el árbol.

Terreno idóneo para mandarino
Terreno idóneo para las mandarinas

 

Curiosidades matemáticas

Las flores del mandarino y del naranjo tienen 5 pétalos, que es uno de los números de la serie de Fibonacci, (1, 1, 2, 3, 5, 8,…).

Además forman un pentágono que también lleva el número áureo.Flor del mandarino con ángulo áureo

El numero de gajos oscila entre 8 y 13, y su estructura es simétrica con sectores circulares. El círculo es la figura geométrica más perfecta.

La simetría de las mandarinas
La simetría de las mandarinas